Epipactis, la dama del bosque

Tras la llegada del verano los prados y pastizales se agostan. A pesar de toda la lluvia caída hasta la primavera, un julio de temperaturas altas y apenas respiros de tormentas ha convertido los herbazales en secarrales. Pero aún así nos quedan orquídeas por descubrir, las Epipactis, las damas del bosque.

Ya la temporada pasada tuve la ocasión de encontrarme con ellas, de sopetón como siempre, pero con la salvedad de que no tenía experiencias en ellas. Epipactis es un género controvertido. Una de sus mayores características, en la que todos los autores se ponen de acuerdo, es que son muy plásticas y su morfología cambia en razón del ambiente donde prosperan. Se encuentran en los bosques y en sus orlas. En nuestra zona las encontraremos en los quejigales de Ezkidi, como en las plantaciones de pino negro de Ezkaba, y aparentemente es la misma: Epipactis helleborine.

Epipactis sp. en el quejigal de Ezkidi (2013-04-27)

Epipactis sp. en el quejigal de Ezkidi (2013-04-27)

Las orquídeas son plantas que muestran sus hojas muy temprano. En nuestro caso se muestran cuando el bosque no se ha cubierto y otras plantas no han “despertado” todavía.

Epipactis (helleborine?). Quejigal de Ezkidi 2013-06-20

Epipactis (helleborine?).
Quejigal de Ezkidi 2013-06-20

La primera vez que me encontré con ella (2013/04/26) sólo la intuíamos por la forma y disposición de las hojas. En estas dos salidas, el número de ejemplares encontrados fue muy importante, a pesar de que no era la untención descubrir a esta planta. Sin embargo, por diversas causas no se hizo un estrecho seguimiento.

Por fin el 2013-07-18 pude pasear por Ezkaba a la búsqueda de esta planta. La sorpresa fue increible. Al pie de un pino pude encontrarla en su momento.

Epipactis helleborine. Detalle de la flor (Ezkaba 2013/07/18)

Epipactis helleborine. Detalle de la flor
(Ezkaba 2013/07/18)

En las ilustraciones que estoy acostumbrado a ver, la foto muestra más interés en el detalle de la planta, no en el detalle de sus pequeñas flores. La perspectiva cambia radicalmente. De una planta verdosa, poco llamativa, inconspicua surgen unas diminutas flores preciosas. En este caso las piezas externas son verdosas, pero también pueden tener la coloración púrpura de las interiores. Se aprecia el “botón” amarillo del rostelo y el cuenco que forma el hipoquillo del labelo. En este cuenco suele encontrarse un líquído azucarado que suele fermentar y contiene cierta graduación alcohólica. El resultado es que muchos insectos se sienten atraidos por este líquido y se comenta que algunos de ellos presentan comportamientos anómalos, equiparables a la embriaguez.

Epipactis helleborine. Detalle de inflorescencia. Ezkaba 2013/07/18

Epipactis helleborine. Detalle de inflorescencia.
Ezkaba 2013/07/18

En este conjunto había unos 15 ejemplares, los cuales no todos estaban en flor, quizás por floración frustrada o quizás por no coincidir en el tiempo.

Epipactis helleborine en proceso de fructificación. Ezkidi 2013-07-28

Epipactis helleborine en proceso de fructificación.
Ezkidi 2013-07-28

El 2013/07/28 pude pasarme por Ezkidi, pero no pude dar con la riqueza de ejemplares que preveía encontrar. Sólo una muestra de fructificación. Sin embargo la salida dió para más.
Prometido.

PD, agradecer a Manu Estebanez su colaboración para buscar nuevas claves de identificación de orquídeas de nuestro entorno.

Anuncios

Acerca de ornitologia desde la ventana

Sólo soy una persona más de esas que ves por la calle. No deberías darte cuenta que estoy a tu lado, puesto que mi mediocridad es mi bandera identificativa. Si aún así quieres ponerte en contacto conmigo puedes hacerlo en ornitologiadesdelaventana@gmail.com
Galería | Esta entrada fue publicada en Entradas por especie, Orquídeas. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Epipactis, la dama del bosque

  1. Hola me llamo Óscar y soy de Pamplona. Me ha gustado mucho tu interes por las orquídeas. He visto que has descubierto orquídeas raras de ver como la Orchis pronvicialis: yo solo la he visto en la cresta de tajonar y en Lizarraga de Izagondoa. Y que decir de la neottia maculata… por cierto, por si te interesa, hay una guia visual de flora para que veas que orquídeas se pueden ver en navarra: http://www.guiavisual-gorosti.org/galeria/categories.php?cat_id=5235 y un foro: http://guiavisual-gorosti.org/foro/index.php?topic=1051.0

    Me gusta

  2. Se me olvidaba hay un libro sobre orquídeas de euskalerria que te ayudará bastante. A mi la verdad que me vino muy bien.

    Me gusta

    • ¡Gracias por tus comentarios Oscar!
      Al principio de la temporada usaba los manuales de “Orquídeas de Euskal Herria” de Xabier Lizaur (2001) que es uno de mis textos originales, así como la guía de las orquídeas de Navarra publicada en los años 80.
      Sin embargo a finales de julio entré en contacto con Manu, un cántabro de Campoo y me recomendo esta web:
      http://www.orquideasibericas.info/
      En ella se cambian algunas terminologías, se cambian nombres, se dividen géneros, se añaden especies a géneros antes “mono” específicos y algunas variantes que antes se consideraban “del grupo…” ahora son especies nuevas, y claro si son del grupo X las he considerado como la especie X.
      ¡Vamos que ha sido todo un terremoto mental!
      La pena es que este año no he podido patear más y más zonas. Nunca he visto la riqueza de este.
      Esperemos que la próxima temporada nos traiga alguna sorpresa más.
      Un saludo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s